0
Posted enero 27, 2018 by Rodrigo Iván Pacheco in Análisis
 
 

Samsung Galaxy A8 (2018): Te explicamos porque deberías comprarlo




¿Crees que vale la pena comprar la versión 2018 de nuevo Samsung Galaxy A8? Según la perspectiva de algunas personas, este modelo es prácticamente similar (por no decir un clon) del Samsung Galaxy S8 aunque lógicamente, existen unas cuantas diferencias que deberíamos tomar en cuenta antes de decidirnos por uno u otro.

La revisión actual tiene el objetivo de ayudarte a conocer en toda su extensión al nuevo Samsung Galaxy A8. De esta manera sabrás si vale la pena comprar al Galaxy S8 o a cualquiera de las próximas variantes del Galaxy S9. En un primer vistazo, muchas personas podrían decir que fácilmente este “Samsung Galaxy A8” pasará a la mirada de todos como un Samsung Galaxy S8 debido a las grandes similitudes con las que cuenta. Lógicamente, luego de tenerlo en nuestras manos nos daremos cuenta que ello no es así pues la diferencia en el diseño y el peso de cada uno, es prácticamente el factor que los delata.

Samsung Galaxy A8 (2018): Cual es su diseño actual

La parte más agradable en el diseño de este Samsung Galaxy A8 (2018) indudablemente se encuentra en su diseño. La firma surcoreana ha querido utilizar la mezcla entre metal y vidrio para darle una mejor apariencia.




Esa es la razón por la cual muchas personas llegan a confundir al modelo con el Samsung Galaxy S8, pues este último también cuenta con dicha combinación de materiales dentro de su diseño. Refiriéndonos exclusivamente al “Samsung Galaxy A8”, el mismo cuenta con una pantalla infinita Super-AMOLED, una batería de 3000 mAh y su renovada interfaz conocida como “Experiencia de Samsung”.

Una vez que lo compres recibirás en la caja el manual de usuario, el cargador de batería para conectar a la pared, el cable USB tipo C USB convencional, auriculares de 3.5 milímetros y una interesante herramienta para expulsar la SIM-Card.

Este nuevo “Samsung Galaxy A8” es un teléfono móvil de gama media y por tanto, más económico que los buque insignia de la firma surcoreana. Aún cuando tiene una apariencia bastante grande con el Samsung Galaxy S8 pero el peso es diferente en cada uno de ellos; el Galaxy A8 tiene un peso aproximado de 172 g, esto mientras que el Galaxy S8 pesa 152 g (prácticamente 20 g de diferencia).

Sobre el material de vidrio utilizado en el Samsung Galaxy A8, el mismo es del tipo Gorilla Glass 5 y algunos usuarios han experimentado que el vidrio, lastimosamente tiene la capacidad (errada) de recoger todo lo que nuestros dedos dejen sobre ella. Teóricamente esto no debería ocurrir pero lastimosamente, existen reportes de tal situación. Es esa la razón por la cual algunos expertos recomiendan tratar de llevar al teléfono móvil, en una pequeña funda que lo proteja. En cuanto al metal utilizado para fabricar este terminal, aquí entra a jugar el aluminio aunque con una tonalidad mate. Esta es una gran diferencia con el Galaxy S8 que en cambio, utiliza el mismo material pero brillante.

Los botones que utilizamos para diferentes acciones (ubicados a los lados) tienen un pequeño chasquido cada vez que se los presiona, situación que en lugar de ser molesta ha sido catalogada como agradable por sus usuarios. En cuanto al puerto USB tipo C, el mismo puede ser utilizado tanto para cargar la batería como para conectar los auriculares.

El Samsung Galaxy A8 en general, podría ser resistente a una caída máxima de 5 pies de altura, y resistir hasta 30 minutos de tiempo bajo el agua gracias a la certificación IP68 obtenida por el fabricante.

El Samsung Galaxy A8 y su sensor dáctilar

Aún cuando no es una comparativa entre el Samsung Galaxy S8 y este Samsung Galaxy A8 pero vale tomar en cuenta determinados aspectos que parecen casuales y anecdóticos a la hora de poner en análisis a ambas propuestas.

El sensor de huellas dactilares de este nuevo Samsung Galaxy A8 ahora se encuentra en la parte posterior y casi al medio (entre sus bordes superior e inferior); esto marcaría una gran diferencia con la propuesta del Samsung Galaxy S8, pues en este último dicho sensor dactilar se encuentra junto a la cámara fotográfica y por tanto, tenía difícil acceso rápido para el usuario a la hora de querer desbloquear la pantalla.

Ahora ya se encuentra un poco más abajo de la cámara y sin embargo, los usuarios no se encuentran completamente satisfechos por esta nueva posición. Se dice que la firma surcoreana habría escuchado los reclamos de algunos usuarios del Galaxy S8 por la posición del sensor dactilar y ahora, la queja sigue aún presente pero porque muchos de estos mismos usuarios tocan accidentalmente la cámara que se encuentra un poco más arriba (demasiado cerca).

En cuanto a analogías, la respuesta dada por el sensor dactilar en ambos teléfonos móviles tiene la misma velocidad. Esto quiere decir que aún falta mucho trabajo por realizar pues las quejas de diferentes personas sugieren, que existe demasiado tiempo (lentitud) cuando se toca a este sensor de huellas dactilares y se desbloquea la pantalla. Modelos más rápidos para este tipo de tareas vienen a ser el Google 5X e inclusive las dos variantes del OnePlus 5.

Samsung Galaxy A8 y su pantalla

Como la mayoría de teléfonos móviles de la firma surcoreana (presentados en los más recientes años), este Samsung Galaxy A8 también cuenta con una “pantalla infinita” que ha tenido gran acogida por parte de sus nuevos propietarios. El tamaño de la pantalla es de 5.6 pulgadas, es del tipo Super-AMOLED y cuenta con una proporción de 18.5:9, algo que nos entrega una mayor área para visualizar el contenido.

Si a todo ello sumamos que el brillo de la pantalla es considerablemente alto, esto implicaría que fácilmente podríamos estar viendo el contenido de la Pantalla Principal y cada una de las aplicaciones instaladas, nítidamente aún cuando exista demasiada luz solar. Esta característica también la encontramos en el Samsung Galaxy S8.

Quizá el único problema se encuentre en los biseles ubicados hacia los lados. A diferencia del Samsung Galaxy S8, este modelo prácticamente tiene una pantalla plana y a los lados un borde que no es tan curvo. Algunas personas consideran, que esto le quita el sentido futurista que quiere reflejar la firma surcoreana en cada una de sus modelos.

Hablando sobre los colores y su fidelidad en este Samsung Galaxy A8, el Galaxy S8 se sigue llevando todos los honores debido a que en este último, se pueden notar a los blancos más blancos, las tonalidades oscuras más profundas y en total, colores más realistas.

Samsung Galaxy A8 y su configuración interna

Al mencionar la frase “configuración interna” por esta ocasión trataremos de hacer referencia a la memoria RAM y su espacio de almacenamiento interno en el Samsung Galaxy A8.

Este modelo puede ser una de las mejores alternativas para quienes no deseen pagar mucho; su procesador es un Exynos 7885 (de gama media superior) que en ningún momento podría superar lo que actualmente hace el Qualcomm SnapDragon 835; por supuesto, que es mejor alternativa al trabajo realizado por un Qualcomm SnapDragon 625.

La memoria RAM es de 4 GB y por tanto, deberíamos estar contentos pues esa cantidad sería útil para cualquier tipo de trabajos a realizar en el terminal. Lastimosamente su compañero de fórmula viene a ser también su contraparte principal. Con apenas 32 GB de espacio de almacenamiento interno muchas personas se ven inclinadas a comprar una tarjeta microSD externa para guardar más información. Lo decimos, porque el sistema operativo en el Samsung Galaxy A8 prácticamente consume unos 10 GB y el usuario tiene que verse obligado a usar los 20 GB (o menos) para guardar su información más importante.

Hay una tabla de rendimiento que viene circulando por la web y en donde, se puede ver la eficiencia de trabajo que tendría este Samsung Galaxy A8 (versión 2018) en comparación a lo que ofrecen actualmente el Samsung Galaxy S8, el Galaxy A5 del año anterior y el poderoso OnePlus 5T entre otros modelos más.

comparativa de trabajo del Samsung Galaxy A8 2018

Con dicha comparativa de eficiencia de trabajo para los distintos modelos puestos a prueba, fácilmente podríamos concluir que el OnePlus 5T es la mejor alternativa para llevar a casa. Expertos en la materia consideran, que este nuevo Samsung Galaxy A8 tiene unas cuantas limitaciones de trabajo que especialmente se presentan, para quienes suelen disfrutar de diferente tipo de videojuegos. El terminal teóricamente debería funcionar bien con estas aplicaciones pero usuarios experimentados, piensan diferente.

Samsung Galaxy A8 y nuestras conclusiones generales

De la gráfica que hemos colocado en la parte superior y mediante su respectivo análisis, fácilmente podríamos decir que un usuario podría comprar al OnePlus 5T en lugar del Samsung Galaxy A8 debido al precio, la disponibilidad en el mercado y por supuesto, a la eficiencia de trabajo entregado por su hardware.

Considerando que esta variante 2018 del Samsung Galaxy A8 tiene un precio aproximado de €500 (en diferentes regiones del planeta), alguien podría optar por comprar el Samsung Galaxy S8 poniendo poco más de dinero. Este último está valorado en aproximadamente €620 dentro de las mismas regiones en donde se comercializa el anterior.

No en vano, algunos usuarios vienen haciendo referencia al ahorro de unos de $255 que podrían estar obteniendo al dejar de comprar el Samsung Galaxy Note 8 y en cambio, guiarse por el Galaxy S8 que prácticamente, tiene las mismas especificaciones y es más barato.

Si vas a intentar comprar este “Samsung Galaxy A8” te recomendamos usar una interesante herramienta que puedes descargar desde la tienda de Google Play Store (con la caja que colocaremos a continuación” para hacer una comparativa de sus especificaciones con cualquier otro modelo diferente.

Sólo de esa manera podrás conocer, si estás por realizar una buena o mala compra. Si ya lo tienes en tus manos nos gustaría conocer la perspectiva que tienes en su funcionamiento y también, en lo que hubieses deseado que la firma surcoreana mejore en sus modelos anteriores y lo plasme en este nuevo Samsung Galaxy A8 del 2018.

Versus
Versus
Developer: Versus.com
Price: Free


Tip Android del Día que te puede interesar

Mi SmartPhone Android no es un Buque Insignia y ese es el objetivo de éste blog. Deseo descubrir nuevas alternativas para mejorar nuestro trabajo sin tener que comprar uno de gama alta. La creatividad que pongamos con mis trucos y videotutoriales, serán suficientes para alargar la vida útil de nuestros dispositivos móviles.